Los procesos son continuos y repetitivos, pero estos deben aspirar a la mejora continua.

Uno de los mayores retos de cada empresa es hacer eficiente sus procesos, mejorarlos cada vez, controlarlos por medio de la medición. La información hoy ya reconocida abiertamente como un activo de gran valor, es la que nos permite mejorar. Utilizar con base a esos datos la ejecución de proyectos de mejora ya sea Six Sigma bajo un enfoque Lean para disminuir los desperdicios ya sea de movimiento, tiempo, procesos innecesarios, transporte, retrabajo, etc…

Existen variadas herramientas que nos permiten ver y analizar cómo estamos, qué estamos haciendo bien, qué estamos haciendo mal y qué podemos mejorar.

Contáctate con nosotros!!!